• Home
  • /
  • Arquitecture
  • /
  • La cancha de Basketball más antigua del mundo está en París.

La cancha de Basketball más antigua del mundo está en París.

125 años de historia buscan ser rescatados

 

2018-09-16 16.20.25

Me di a la tarea de visitar un lugar histórico, emblemático pero a la vez escondido y olvidado para la edicion 2018 de los Journées Européennes du Patrimoine (Fiesta Europea del Patrimonio), evento anual organizado por el Ministerio de la Cultura, que busca inculcar a la ciudadanía el gran valor que tiene su patrimonio architectural dentro de la historia de Francia. Resulta ser una manifestación interesante, puesto que ciertos lugares que suelen estar cerrados al público, durante dos días al año, se abren gratuitamente al público, una agenda/directorio es difundido y cada uno es libremente de acudir al los sitios que más le llamen la atención.

 

Para ésto, me gusta descubrir lugares poco visitados, esto se debe quizás a la fobia que he creado a las largas filas turísticas; así que analizó la agenda y seleccionó mis favoritos.

Este año descubrí un tesoro y no me equivoqué. Alguna vez, alguien me había hablado de que en esta ciudad, se encontraba la cancha de Basketball más antigua del mundo (!!!), lo cual me hizo intrigo bastante por cierta paradoja: cómo es que este país alberga la cancha más antigua del mundo, si el basketball nació en Estados Unidos?

 

 

Llegué a la calle Trévise #14, en el Distrito 9. La fachada anuncia el “Thêatre Trévise”, entro y me indican que al fondo se encuentra la famosa cancha, la puerta es de un tono de pintura vieja y desgastada, el sonido de balones rebotando se hace cada vez mas y mas fuerte y ahi la veo, un espacio totalmente bizarro en donde la madera predomina, y en realidad la cancha se encuentra enfrente abajo, la parte por donde se entra, es un especie de elipse que gira entorno a la cancha y está recubierta de madera, pareciera una pista de cochecitos a control remoto, o una mini pista de atletismo para niños y que en realidad era para adultos.

 

Efectivamente, es tan atípica que resulta compleja de describir, dos postes fijos se encuentran en medio de la cancha, son los que sostienen el techo. Los jugadores no solo tienen que esquivar a sus contrincarios, sino también a dichos postes que “estorban” pero son esenciales. Una barandal rodea el techo de la cancha con un tono azul pálido, es agradable a observar, una combinación de materiales de antaño lo cuales se fusionan en permanencia. Bajo la escalera y finalmente estoy en la famosa cancha, la gente juega, niños y adultos, aprovechan que son los únicos dos días del año en el que su uso original vuelve a flote, como a finales del siglo XIX.

 

La historia cuenta que un grupo de aficionados de basketball estadounidenses y franceses, los cuales también forman parte del movimiento YMCA (Young Men’s Christian Association), deciden financiar un lugar en donde se pueda jugar basketball en Europa, ya que los adeptos a esta practica, que habia nacido 2 años antes en Massachusetts, se vuelven cada vez más numerosos; el arquitecto que lleva a cabo el proyecto es Emile Bénard.

 

 

París es la ciudad elegida, y es así como el 27 de diciembre de 1893, se juega el primer partido de basketball en Europa. La cancha es una réplica de otra que se encuentra en la ciudad de Springfield, cuna de este deporte. El tiempo pasa y lo que nació como un simple santuario al basketball, se vuelve un conjunto deportivo en el cual alberga una piscina, un teatro, un espacio para practicar la gimnasia, baños, regaderas y hasta una pequeña pista de boliche.

 

125 años después el conjunto deportivo está en luchando por sobrevivir. La alberca vacía está abandonada desde los años 70’s, lo que alguna vez fue el boliche, es hoy una bodega que acumula viejos muebles y cajas empolvadas, la pintura se cae, los muros se infestan de humedad y el suelo de madera está muy deteriorado.

 

La YMCA de Paris (UCJC: Union Chrétienne de Jeunes Gens) que funciona como Asociación, sigue siendo la propietaria del lugar. Actualmente han lanzado un llamado a las autoridades locales, al Ministerio de la Cultura, a la alcaldía de París y hasta de donadores y mecenas estadounidenses para darle una nueva vida a dicho lugar, el cual obtuvo su clasificación como “Monumento Histórico Francés” en 1994, ya que carece de fondos para su restauración la cual necesita de aproximadamente 80,000 euros.

 

Al estar en éste espacio, se siente una gran decadencia del lugar físicamente pero con una hermosa historia que radica a través de los años que han pasado. Los miembros de la Asociación, los cuales son en su mayoría voluntarios, se han vuelto los guardianes absolutos del templo; han recibido diversas ofertas del sector privado para adquirir el lugar y convertirlo en residencias, conjuntos hoteleros lujosos y elitistas, un poco como el caso de la Piscina Molitor, la cual de ser para la sociedad en calidad de público, se volvió inaccesible en lo privado.

 

azu

 

Hoy el centro deportivo subsiste en su cotidianidad como residencias estudiantiles en una parte del edificio, también proponen la renta de espacios para prácticas deportivas como yoga, baile, artes marciales, funciones de teatro y hasta para filmaciones de películas.

 

El sitio enamora por sí solo, visitarlo dentro de los Journées Européennes du Patrimoine, tiene como objetivo el darlo a conocer a las nuevas generaciones, puesto que dentro de esas calles del noveno distrito parisino, uno nunca pensaría que se esconde una joya debajo del polvo de la modernidad.

 

La Asociación ha lanzado una campaña de crowdfunding para quiénes gusten apoyar la restauracion:  www.gofundme.com/basketballparis

 

Gymnase YMCA-UCJG

14 rue de Trévise

75009, Paris

 

Site web: www.ymca-paris.fr

Facebook: @Ymca-Ucgj de Paris

 

Ministerio de la Cultura

 

 

 

Photos by Azucena de Azucena Bernal Valle. Cover Photo unknown.

Leave a Reply